domingo

Jornadas de Gamificación en el Aula 2017

Lo primero es lo primero: Agradecer a la gente de Marinva en general y a Noemi Blanch en particular. Sin ellas este post no sería posible, y además mi vida tendría siempre un poquico menos brillo.

Las jornadas de gamificación (#jga17) han sido una mañana caótica, divertida, enrevesada, incompleta (ver el epílogo al final), gamberra e inolvidable (no había más que ver el tríptico y el proceso de inscripción a ponencias). En resumen, lo que se podría esperar de tratar de catalizar por primera vez el flujo creativo y la pasión de casi cuatrocientos docentes con ganas de marcha.

Bien rodeado, para empezar
Si por el contrario buscabas un evento con estructura, rutina, palabras esdrújulas con mucho anglicismo, gente que te diga lo que tienes que hacer o corbatas... este no era tu evento.

Yo me lo pasé como un enano.

Al principio mi intención era compartir con vosotros cada jornada, aunque como muchas han quedado grabadas y se pondrán a vuestra disposición, poco aportaría describirlas ahora. Solo puedo compartir borrones de recuerdos...

Poso mi mano en la barbilla y miro hacia arriba, al estilo de los miembros del Club Unicornio. 

[La imagen del post riela, como ondas en un lago]

Oriol y el caballero Javier, otorgando premios

La apertura por parte de un número uno en el campo, D. OriolComas i Coma, recordando la importancia de tener curiosidad por aquellos que jugaron antes que nosotros... Del Emperador Shun a Sid Jackson, parando en boxes para meter una sutil puya en forma de reflexión terminológica al concepto de gamificación concebido desde su actual orientación mayoritariamente conductista, cortoplacista y simplificada. ¿Qué más puedo decir? De un hombre con quien comparto modelo y color de zapatos Camper, solo puedo esperar buen criterio.

[Flash]

Jose Luis Redondo. Atentos al juego que han hecho sus alumnos

Planta 2, sala1. Jose Luis Redondo. Corre, corre, que ya ha empezado. Pero este crack, acostumbrado a lidiar en clase, no pierde el hilo de su charla mientras hace un gesto para que Noemi y yo entremos. Hop. Me maravilla el desborde creativo de un hombre que provoca a sus alumnos para aprender con juegos sobre el medio físico, el Furdyburi de la revolución industrial o la vida en un gulag. Me quedo con la idea que el diseño lúdico no depende del contenido, sino de la actitud lúdica de las personas... algo de lo que saben muy bien las Marinvas.

Esquivamos el rayo tractor de las mesas donde se venden juegos para entrar al aula donde Nacho Maté, imbuido del poder de San Jorge, defiende el uso del rol para vivir la historia, no para exponerla. El esfuerzo creativo y de curiosidad que supone a un alumno crear un personaje en un periodo histórico puede ser una palanca motivacional mucho mayor que cualquier buena arenga... o que cualquier buena evaluación final.

Nachuthulu Maté
Nacho, siempre serás la primera persona a la que vi poner en un powerpoint La Llamada de Chtulu (recomendandolo para vivir los años 20. Mis respetos). Ya solo me queda ver a alguien recomendando Paranoia. Me queda claro que el contenido debe vivirse, no expenderse como si fuésemos máquinas de tabaco.

[Fundido lento a blanco] 

Tras caer esta vez si en el rayo tractor (ahora si) y comprar "el Laberinto Mágico", nos vamos a conocer "La Isla del Tiempo" de la mano del equipo de Funnynnovation con Pepe Pedraz a las maquinaciones lúdico mecánicas, Yon Salgado al timón narrativo y JL Zazo entrando por tus ojos a golpe de pincel.

Pepe, JL y Yon nos dedicaron su tiempo y su Isla
La brillante mezcla de fábula, juego de roles, elige tu propia aventura y Edward de Bono se encuadra con una estética visualmente inmersiva y una historia brillante en su simpleza y su flexibilidad.

De estos locos aprendo que todavía quedan muchas combinaciones imposibles de mecánicas por descubrir, que queda todo un horizonte lúdico por jugar.

[Fundido a negro, suenan los pitidos del NODO... pero no el nacional, el de Innsmouth]

Las aventuras de Oscar Recio Coll tratando de llevar el idioma de Ávalon a los más recónditos lugares del norte de nuestra piel de toro, donde a veces las reticencias culturales solo pueden vencerse con dados, piezas y ayudas tentaculares.

No os dejéis engañar por sus gestos. No le asusta nada.
De oir a Mr. Wolf aprendes a ser valiente, a no olvidar para qué estamos aquí los docentes y a recordar que, si al final se ponen muy pesados, con creatividad todo puede quedar dentro de currículo. Docente lúdico no significa docente sin valores educativos. Más bien todo lo contrario.

[Rielar de nuevo, vueslta al presente] 

Me ha encantado el evento... 

... Por ver mucho, mucho potencial en esta comunidad docente, peleona y emergente de la que me siento un granito más. No solo en Educación, sino en el mundo de la cultura. Por ejemplo: atento querido lector a Ana Ordas, porque mi apuesta es que en doce meses va a ser, junto con algunos locos que reclute, una de las palancas del cambio en bibliotecas como lo están siendo todo el equipo detrás de las jga.

... Por esas bambalinas que echaba de menos desde que montábamos los gamification spain meetups. Las conversaciones sobre el juego y otras fieras, en este caso encuadradas primero en la grandeza del claustro Salesiano y después en el íntimo cobijo conspiracional de Cuarto de Juegos (al que seguro que volveré, como Terminator)

Un rinconcico lúdico recomendado
Lugares donde contagiarme de la pasión de Clara, de la generosidad del equipo de la bombilla (Pepe, Yon, JL) & familia, del positivismo de Azahara, del wolfinesh de Oscar (pocos nombres de twitter he visto TAN bien puestos). Y alguno con el que me queda pendiente una charla sobre sus monstruos :D. No importa que mi bolsillo se resienta cuando, además de un juego en la bolsa ganas, tanto por la parte del corazón.

... Por volver a ver a viejos conocidos de otros foros. Gente que se sigue acordando de tí por haberles dado clase en IEBS o por haberles abierto las puertas del potencial del juego y que te hace sentir un poco viejuno, pero en plan bien.

Y sobre todo porque un evento del que no solo te llevas ideas, sino que te hace pensar y vivir la educación, solo puede catalogarse de éxito.  ¡¡¡Enhorabuena!!!


¿Un titular como conclusión? 

Tengo ganas que mis hijos crezcan, para que puedan tener la suerte de aprender con alguno de vosotros, pequeños héroes.


Por todo eso, y muchas cosas más, solo puedo decir: ¿Cuándo el próximo?

(1) Epílogo: ¿"Incompleta"? 
Si, incompleta... ¿O alguien sabe qué pasó con el caballo del caballero Javier Espinosa? Hay testigos que vieron al propio caballero sacar al equino en bolsas de supermercado, para alimentar a Aitor Barbosa, que estaba famélico desde la cena de la noche anterior... pero son solo teorías.

7 comentarios:

Wolf dijo...

Qué grande 👏👏👏
Una jornada memorable que bien merece repetir 🤘

Cesar Alcacer dijo...

Esta me la perdí (no se puede llegar a todo). Pero mi agradecimiento al cronista y felicidades a los protagonistas.

Isidro Rodrigo dijo...

Gracias Cesar, te esperamos en la próxima, que seguro habrá más de estas jaranas!

Isidro Rodrigo dijo...

Sr. Recio Coll, con usted, al fin del mundo :D ¡Gracias por compartir experiencias!

Ana Ordás dijo...

Muy buen resumen y muchas gracias por tus palabras. Creo que los bibliotecarios ya están en el camino y que junto con los docentes pueden conseguir grandes cambios para la sociedad. Sueño con un tandem escuela-biblioteca que conecte y cambie la vida de la gente para siempre! Un abrazo con los brazos :-)

Isidro Rodrigo dijo...

Gracias a tí por comentar! Me hizo mucha ilusión seguir encontrándonos en estos saraos, y me tomé buena nota de tus recomendaciones para jugar al pinpong! :D

Yo creo que este 2017 las uvas nos las comeremos habiendo conocido ya buenos ejemplos patrios del cambio de experiencia: de ir a la biblioteca a vivir la biblioteca.

Dos brazos con abrazo para tí tambien!!!!

Aitor Barbosa González dijo...

Gran reflexión Isidro!
Muy de acuerdo con todo lo que comentas. Una jornada llena de ilusión, motivación y más ganas de progresar e innovar.
Si a ti te ha faltado tiempo y sobrado cosas que hacer, imagínate a nosotros, no he parado de ir de arriba a abajo, prácticamente no he podido ver experiencias pero sí conocer y desvirtualizar a mucha gente. Eso sí,la parte buena es que nos quedamos con ganas de otro más ¡Y Pronto!
Para mí estas jornadas han supuesto un chute de ganas y compromiso con mi trabajo (Por si no me llegaban las tenía, jaj). Hay muchas almas gemelas por toda España que persiguen un mismo objetivo y creo que de una vez por todas hemos conseguido juntar a todos en un mismo lugar, donde disfrutar y aprender juntos.
Al igual que tú, sólo digo... ¡Quiero otro #JGA pero YA!¡Por muchos años más!

En fin, muy buen artículo. Muchas gracias por todo! Nos vemos para la próxima! :)

PD: Ha sido un placer conocerte personalmente y pasar un buen rato y risas juntos!
PD2: Muy buena la referencia al Caballo desaparecido de Javi y a la comida, que fue uno de los temas estrella en las jornadas, jajaj! Qué risas!