viernes

Beatleficacion, la nueva Gamification

Convertirme poco a poco en "el tío de los juegos" en la empresa está teniendo cosas buenas (como la oportunidad de compartir ideas y risas con la gente de CIEM Zaragoza el otro día) y cosas reguleras, como la resistencia de los llamados "expertos inmediatos", capaces de opinar sobre la efectividad de cualquier tendencia o idea generalmente con absoluto desdén por la objetividad y los datos, y con opiniones que oscilan entre lo totalmente peyorativo y el "esto ya lo decía yo".

En este contexto, como podéis imaginar, mis propuestas para gamificar ciertos procesos internos estaban cayendo en el saco roto de los "Si, me gusta, pero dale unas vueltas más" y hace un par de semanas tomé la determinación de hacer un sencillo experimento para sondear si para la toma de decisiones en el ámbito laboral la gente rechaza lo lúdico en general o solo el concepto de "juego", usando la siguiente hipótesis:

Ciertas personas rechazan de forma natural aquellas propuestas de acción ligadas al término "juego", pero están dispuestas a aceptar otras opciones, aunque su base sea más peregrinas y con menor peso científico

Así, esta semana me he dedicado a evangelizar sobre la divertida tendencia llamada "Beatlefication".

Beatlefication: Elige unos versos

Beatlefication, ¿En qué consiste?
La Beatlefication, como el inteligente lector supondrá, consiste en el uso de versos de canciones de los Beatles en entornos no relacionados con el grupo británico. 

Desarrollo
Durante la pasada semana, el autor tomó decisiones ofreciendo de forma explícita como argumento versos de conocidas canciones de los Beatles, intentando probar que la cercanía y aceptabilidad social del concepto haría las decisiones más aceptables.

Frecuencia mínima
Dos veces al día, una por la mañana y otra por la tarde.

Ejemplos prácticos [He ocultado los temas para mantener el anonimato ajeno]

Ante los repetidos intentos de mi interlocutor de embarcarme en el debate sobre un problema sobre el que ninguno de los dos teníamos autoridad ni conocimientos para resolver 
- Déjalo estar, tarde o temprano tendremos respuesta. Como dicen los Beatles "There will come an answer, let it be"

Ante la persona que viene rasgándose las vestiduras porque no se ha contado con ella a la hora de decidir ciertas cosas sobre un proceso... 
- Tienes toda la razón, a veces las personas no se dan cuenta de a quién afecta. Como dicen los Beatles... "Living is easy with eyes closed" [Y la persona se calló, sin volver a oírse ni una queja en toda la reunión]

Ante ESA persona que nunca saluda por los pasillos
- Cantar en voz alta: "I don't know why you say good-bye, I say hello".

Ante el que te pide un trabajo que no has finalizado. 
- ¿Estamos a QUÉ día? ¡Ostras, ya me perdonarás! Buf, como decían los Beatles... "Yesterdaaay, all my troubles seem so far awaaay" [Esto te da una semana más de plazo, fijo]

Como complemento al verso, se recomiendan estas caras...

Conclusiones
De las once veces que usé la técnica, ocho de ellas las personas aceptaron el razonamiento como perfectamente válido. 

Concluyo por tanto que la gente está dispuesta a aceptar "argumentos" mucho menos científicos siempre que sean acordes a sus gustos o a los gustos socialmente aceptados.

Lo que he aprendido de este pequeño y divertido experimento es que lo importante no es si llamamos a un término "gamificación" o "Beatleficación", lo importante es que las personas tienen una tendencia natural a sintonizar y dejarse persuadir por lo lúdico, lo divertido o lo familiar. Aunque no sea eficiente, objetivo... o incluso razonable.

Centrémonos en ayudar a potenciar y comprender la experiencia vital en otros. Hagamos la vida un poco más divertida.

Futuras líneas de investigación
Os reto a probarlo en vuestro entorno laboral o personal, usando citas de vuestros grupos musicales o películas favoritas y a compartir con todos la experiencia. Os aseguro un reto cognitivo... y un buen rato.

Postdata Corolario: 
Funcionó el 100% de las veces que lo usé por las tardes... ¿La gente más cansada está más predispuesta a aquellos argumentos con un componente lúdico o simpático? Seguiremos investigando.

2 comentarios:

Fernando Alvarez dijo...

Isidro, un gusto leerte, como consejo, podrías publicar en twitter que has puesto un nuevo post.
Respecto de tu "estudio", efectivamente la gente tiende a privilegiar (aceptar) lo conocido ante lo desconocido, por eso si recuerdas tu post anterior (8 retos sobre gamificación...) en el cual indicas la necesidad de Equilibrar la clonación con la "gamificación indie", creo que aun no es tiempo de equilibrarla, ya que aun falta generar esos proyectos gigantes que verdaderamente harán aceptado como algo normal el uso de la gamificación en las empresas. Siento que solo tenemos pequeños proyectos exitosos (algunos mas conocidos que otros), pero aun no me siento cómodo proponiendo gamificar temas en mi empresa. Incluso, a veces creo que este cambio podría no venir de la mano de proyectos emblemáticos, si no que quizás debamos esperar un cambio generacional en las empresas.
En fin, no te lateo mas, ojala algún día podamos hacer un proyecto en conjunto y quien sabe si generemos dicho megaproyecto =).

Saludos desde Chile.

Isidro Rodrigo dijo...

Un placer leer tus palabras Fernando, muchas gracias!

La aparición de un proyecto-referencia (nuestro Angry Birds de la gamificación, por usar otro ejemplo) tendrá cosas buenas y malas, pero estoy seguro que marcará la tendencia para los próximos años.

Por eso creo que será muy importante que los profesionales estemos al tanto y miremos los proyectos gamificados con espíritu crítico, para respaldar aquellos realmente eficaces, más allá de la marca o la persona que lo diseñe.

Encantado de latearnos mutuamente jejeje!!! Siempre estoy dispuesto a intercambiar neuronas por proyectos!!

Un abrazo,